Enero 24 (Borra el pizarrón)

 

pag-cecilia
Mi recuperacion fue abrir una nueva ventana a la vida donde descubri un nuevo horizonte inimaginado
Uno de los más grandes regalos que podemos dar es el de un corazón abierto, amoroso. Y asirnos a los sentimientos negativos que nos causaron nuestras relaciones del pasado es una barrera para ese regalo.
La mayoría de nosotros tenemos relaciones que han terminado. Cuando examinamos dichas relaciones, necesitamos borrar el pizarrón emocional. ¿Nos estamos asiendo a la ira o a los resentimientos?
¿Nos sentimos víctimas todavía? ¿Seguimos viviendo con las creencias autoderrotistas vinculadas con esas relaciones: No se puede confiar en las mujeres… Los jefes utilizan a la gente…No existe una buena relación?
Aleja todo lo que hoy pueda estar bloqueando tus relaciones. Podemos saber, con gran certeza, que los viejos sentimientos y las creencias autoderrotistas nos impedirán dar y recibir el amor que deseamos.
Podemos borrar el pizarrón del pasado. Este proceso comienza con la toma de conciencia, con la honestidad, con una actitud abierta. El proceso está completo cuando alcanzamos un estado de aceptación y de paz hacia nuestro pasado.
“Hoy comenzaré el proceso de alejar todos los sentimientos y creencias autoderrotistas vinculados a relaciones pasadas. Borraré mi pizarrón para poder estar libre para amar y ser amado.”

Enero 23 (Con nueva energía)

PAG-energia

Lo divertido se vuelve divertido, el amor se vuelve amor, la vida se convierte en algo que
vale la pena vivir. Y nos sentimos agradecidos.
Más allá de la codependencia
Hay una nueva energía, un sentimiento nuevo en nuestra vida. No podemos basar nuestras expectativas acerca de lo que sentiremos el día de mañana, o incluso dentro de unas horas, sobre lo que estamos sintiendo en este momento.
No hay dos momentos iguales en el tiempo. Nos estamos recuperando.
Estamos cambiado. Nuestra vida está cambiando. A veces, las cosas no han funcionado como nosotros queríamos. Teníamos lecciones que aprender. El futuro no será como el pasado.
¡No limites el futuro por el pasado!
Reflexiona acerca del principio de tu recuperación.
¿No han habido muchos cambios que te han traído hasta donde te encuentras ahora? Reflexiona acerca de lo ocurrido hace un año.
¿No han cambiado tú y tus circunstancias desde entonces?
A veces, los problemas y los sentimientos persisten por un tiempo.
Pero esas épocas son temporales. Tiempos de confusión, de incertidumbre, temporadas en las que vivimos con un problema en particular sin resolver, pero que no duran para siempre.
Hacemos esas épocas doblemente difíciles al compararlas con nuestro pasado. Cada
situación y circunstancia han tenido una influencia especial para moldearnos en lo que somos. No tenemos por qué atemorizarnos comparando el presente y el futuro con un pasado doloroso, especialmente con lo que fue nuestro pasado antes de que empezáramos la recuperación o antes de que aprendiéramos a partir de una experiencia en particular.
Has de saber que tu malestar no será permanente. No trates de imaginar que deberías sentirte de otra manera, o cuándo sentirás de otra forma. En vez de ello, confía. Acepta el hoy, pero no te limites por él.
Viene una nueva energía. Un nuevo sentimiento está en camino. No podemos predecir cómo será viendo cómo era o cómo es, porque entonces cuando llegue, será totalmente diferente.
No hemos trabajado ni luchado en vano. Ha sido por algo y para algo.
Los tiempos están cambiando para mejorar. Sigue en el sendero de la confianza y la obediencia. Permanece abierto a lo nuevo.
“Hoy, Dios mío, ayúdame a no juzgar o a limitar mi futuro por lo que fue mi pasado. Ayúdame a abrirme a todas las emociones posibles de cambio, tanto dentro de mí como a mi alrededor.”

Enero 22 (Aprecia tu pasado)

PAG-pasado

Es fácil ser negativos acerca de nuestros errores e infelicidad pasados. Pero es mucho más sano que nos veamos a nosotros mismos y a nuestro pasado a la luz de la experiencia, de la aceptación y del crecimiento interior. Nuestro pasado es una serie de lecciones que nos hace avanzar a niveles más altos de vivir y de amar.
Las relaciones que establecimos, en las que permanecimos, o que dimos por terminadas, nos enseñaron lecciones que eran necesarias.
Algunos hemos surgido de las más dolorosas circunstancias con grandes conocimientos acerca de quiénes somos y qué queremos.
¿Nuestros errores? Necesarios. ¿Nuestras frustraciones, fracasos y a veces nuestros tropiezos con el progreso y el crecimiento interior?
Necesarios también.
En cada paso del camino, aprendimos. Pasamos exactamente por las experiencias que necesitábamos para convertirnos en lo que somos hoy. En cada paso del camino, progresamos.
¿Es un error nuestro pasado? No. El único error que podemos cometer es confundir ese pasado con la verdad.
“Hoy, ayúdame Dios mío a alejar los pensamientos negativos que pudiera estar albergando acerca de mis circunstancias o de mis relaciones pasadas. Puedo aceptar, con gratitud, todo lo que el pasado me ha traído al día de hoy.”

 

 

 

Enero 21 (Deseos y necesidades)

deseosnecesidades

Asumir la responsabilidad que tenemos para con nosotros mismos significa, en parte, asumir la responsabilidad de lo que queremos y necesitamos, y saber que eso está bien.
Aprender a ponernos en sintonía con nosotros mismos, aprender a escucharnos a nosotros mismos es todo un arte que requiere de practica. Podemos usar nuestra habilidad para descubrir lo que los otros quieren y necesitan, y aplicar esa habilidad a nosotros mismos.
¿Qué es lo que parece que queremos y necesitamos?


¿Qué creemos que nos ayudaría a sentirnos mejor? ¿Qué nos están diciendo nuestros sentimientos? ¿Nuestro cuerpo? ¿Nuestra mente? ¿Nuestra intuición?
Si nos lo preguntamos, y luego escuchamos con cuidado, oiremos la respuesta.
Somos más listos de lo que pensamos, y somos personas en quienes se puede confiar.
Lo que queremos y necesitamos cuenta. Es importante y válido. Está bien que aprendamos a participar en la satisfacción de nuestras necesidades.
Podemos aprender a identificar lo que queremos y necesitamos y a ser pacientes con nosotros mismos mientras estamos aprendiendo.


“Hoy pondré atención a lo que quiero y necesito. No me subestimaré.”