Octubre 29 (Nuestra Supervivencia)

PAG-aguilafrente

Puesto que nuestra recuperación del alcoholismo es para nosotros nuestra propia vida, es imperativo que preservemos en toda su plenitud nuestros medios de supervivencia.
DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 186

La honestidad expresada por los miembros de A.A. en las reuniones tiene el poder de abrir mi mente. Nada puede bloquear el flujo de energía que la honestidad lleva con ella. El único obstáculo para este flujo de energía es la embriaguez, pero aun así, nadie encontrará una puerta cerrada si él o ella se ha ido y desea regresar. Una vez que él o ella ha recibido el don de la sobriedad, cada miembro tiene el desafío diario de aceptar un programa de honestidad.

Mi poder Superior me creó con un propósito en la vida. Le pido a El que acepte mis
honestos esfuerzos para continuar mi viaje en la manera espiritual de vivir. Le pido fortaleza a El para saber y buscar Su voluntad.

 

Octubre 28 (Una tradición ininterrumpida)

PAG-aguilabca

Creemos que la conservación y el crecimiento de Alcohólicos Anónimos es algo aun más importante que la influencia que pudiéramos tener colectivamente para respaldar cualquier otra causa.
DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 186

Cuánto significa para mí que una tradición ininterrumpida por más de medio siglo es un hilo que me conecta a Bill W. y al Dr. Bob. Cuánto más arraigado me siento por ser miembro de una Comunidad cuyos propósitos son tan constantes. Estoy agradecido de que las energías de A.A. nunca hayan sido disipadas, sino siempre enfocadas en nuestros miembros y en una sobriedad individual.
Mis creencias son las que me hacen humano; soy libre de tener cualquier opinión, pero el propósito de A.A. – tan claramente establecido hace cincuenta años – es que yo me
mantenga sobrio. Este propósito ha fomentado horarios de reuniones a toda hora, y los
miles de intergrupos y oficinas centrales, con sus miles de voluntarios. Como el sol
enfocado a través de un lente de aumento, la única visión de A.A. ha encendido en millones de corazones, incluyendo el mío, un fuego de fe en la sobriedad.

Octubre 27 (Compartimiento Mundial)

PAG-aguilacomp

Lo único que importa es que sea un alcohólico que haya encontrado la clave de la sobriedad. Esas herencias de sufrimiento y recuperación pasan fácilmente de un alcohólico a otro. Son nuestro don de Dios, y el conferirlo a otros semejantes a nosotros es el único objetivo que hoy en día nos anima a los miembros de A.A. en todo el mundo. DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 159-160

La fortaleza de Alcohólicos Anónimos radica en el deseo, de cada miembro y de cada grupo alrededor del mundo, de compartir con otros alcohólicos del mundo, de compartir con otros alcohólicos los sufrimientos y los pasos dados para ganar y mantener la recuperación.
Manteniendo un contacto consciente con mi Poder Superior, me aseguro siempre de
alimentar mi deseo de ayudar a otros alcohólicos, reforzando así la continuidad de esta
maravillosa hermandad de Alcohólicos Anónimos.

Octubre 29 (Aceptación)

PAG-aguilavuela

Una poción mágica está a nuestra disposición hoy. Esa poción se llama aceptación.
Se nos pide que aceptemos muchas cosas: a nosotros mismos, como somos; nuestros sentimientos, necesidades, deseos, alternativas y nuestras circunstancias actuales. A los demás, como son. El estatus de nuestras relaciones con ellos. Los problemas. Las  bendiciones.
Nuestro estatus económico. El lugar donde vivimos. Nuestro trabajo, nuestras áreas y nuestro nivel de desempeño en ellas.
La resistencia no nos llevará hacia adelante, ni eliminará lo indeseable. Pero incluso nuestra resistencia necesita ser aceptada.
Incluso la resistencia se rinde ante la aceptación y es cambiada por ésta.
La aceptación es la magia que hace posible el cambio. No es para siempre; es para el momento presente.
La aceptación es la magia que hace buenas nuestras circunstancias presentes. Trae paz y contento y abre la puerta al crecimiento, al cambio y al seguir adelantando.
Hace brillar la luz de la energía positiva en todo lo que tenemos y en todo lo que somos. Dentro del marco de la aceptación, averiguamos qué necesitamos hacer para cuidar de nosotros mismos.
La aceptación da poder a lo positivo y le dice a Dios que nos hemos sometido al Plan. Hemos dominado la lección de hoy y estamos listos para proseguir.
Hoy aceptaré. Renunciaré a mi necesidad de estar en resistencia hacia mí mismo y hacia mi medio ambiente. Me someteré. Cultivaré el contento y la gratitud. Seguiré adelante con alegría aceptando dónde me encuentro hoy.

Octubre 28 (Meditación y oración)

PAG-Aguilados
El Paso Once nos pide meditar como un camino para mejorar nuestro contacto consciente con Dios.
La meditación es diferente a obsesionarse o preocuparse. La obsesión y la preocupación son conexiones del miedo.
Meditación significa abrir nuestra mente y nuestra energía espiritual a la conexión de Dios.
Para conectarnos con Dios, necesitamos relajarnos lo mejor posible y abrir nuestra mente consciente y subconsciente a una Conciencia Superior, que está a disposición de cada uno de nosotros.
En el trajín de nuestro día y de nuestra vida puede parecer un desperdicio de tiempo desacelerarnos, dejar de hacer lo que estamos haciendo y tomar este tipo de descanso. No es un desperdicio de tiempo, como no lo es detenernos a cargar gasolina en nuestro coche cuando el tanque ya está casi vacío.
Es necesario, es benéfico y ahorra tiempo. De hecho, la meditación puede crear más tiempo y energía que los momentos que nos tomamos para practicarla.
La meditación y la oración son poderosas conductas de recuperación que funcionan. Necesitamos ser pacientes. No es razonable esperar respuestas, conocimientos profundos o inspiración inmediatos.
Pero están en camino las soluciones. Ya están en camino si nosotros hemos hecho nuestra parte –meditar y orar- y luego hemos dejado ir el resto.
El que rezar y meditar sea lo primero que hagamos por la mañana, durante un descanso en el trabajo o por la noche, es elección nuestra.
Cuando mejora nuestro contacto consciente con Dios, nuestro contacto subconsciente mejorará también. Nos encontraremos cada vez más sintonizados a la armonía de Dios y Su voluntad para con nosotros.
Encontraremos y mantendremos esa conexión del alma, la conexión de Dios.
Hoy me tomaré un momento para la meditación y la plegaria. Decidiré cuándo y por cuánto tiempo hacerlo. Yo soy una criatura y una creación de Dios, de un Poder Superior a quien le encanta escucharme y hablar conmigo. Dios mío, ayúdame a dejar ir mis miedos acerca de si Tú me escuchas y te preocupas por mí o no. Ayúda me a saber que Tú estás ahí y que yo soy capaz de ponerme en contacto con la conciencia espiritual.

Octubre 27 (Paso Once)

PAG-Aguilarpia

Buscamos a través de la oración y la meditación mejorar nuestro contacto consciente con Dios, como nosotros lo concebimos, pidiéndole solo que nos dejase conocer Su voluntad
para con nosotros y nos diese la fortaleza para cumplirla.
Paso Once de Al-Anón
“…pidiéndole sólo que nos dejase conocer Su Voluntad para con nosotros y nos diese la fortaleza para cumplirla” significa que pidamos diariamente que se nos enseñe el plan para ese día. También le pedimos a nuestra Fuente la fortaleza que necesitamos para cumplirla. Se nos dará un sí a ambas peticiones.
No le pedimos a los demás que nos dejen conocer su voluntad. Se lo pedimos a Dios. Luego, confiamos en que se nos dará la fortaleza para cumplir la voluntad de Dios.
Dios, nunca, nunca nos pide que hagamos algo para lo que El no nos haya equipado. Nunca nos pide que hagamos algo que no podemos hacer.
Si es que vamos a hacerlo, se nos preparará. Esa es la parte fácil de este programa. Nunca tenemos que hacer más de lo que podemos, o nada que no podamos. Si queremos preocuparnos y armar alharaca, podemos hacerlo, pero no es necesario. Ésa es elección nuestra.
He aprendido, en los tiempos difíciles y en los buenos, que este Paso me ayuda a caminar. Cuando no se qué hacer a continuación, Dios sí sabe. Trabajar este programa, un día a la vez, nos llevará a lugares a los que nunca hubiéramos podido viajar solos. Actos simples, llevados a cabo diariamente de acuerdo con la voluntad de Dios para con nosotros, nos conducen a un Gran Plan para nuestra vida.
Hoy me concentraré en pedirle a Dios que me enseñe lo que Él quiere que haga. Le pediré a Dios la fortaleza para hacerlo; luego proseguiré y llevaré a cabo ese trabajo. Dios mío, ayúdame a dejar ir mis miedos acerca de vivir la vida de un solo día a la vez.
Ayúdame a confiar en que cuando la vida se vive sencillamente y con confianza, se tejerá un bello mosaico llamado “mi vida”. Estoy siendo divinamente guiado, conducido y cuidado.