Noviembre 23 (Levanta la mirada hacia la luz)

PAG-lobita

Cree más profundamente. Levanta la mirada hacia la Luz, aunque por el momento no puedas ver. COMO LO VE BILL, p. 3

Durante mis meditaciones matutinas, un domingo de octubre, me asomé por la ventana y vi el árbol de fresno en el patio de enfrente. De inmediato quedé sobrecogido por su magnífico color dorado. Mientras lo miraba fijamente asombrado por la obra artística de Dios, las hojas empezaron a caer y en pocos minutos sus ramas quedaron desnudas. La tristeza me invadió al pensar en los meses de invierno por delante, pero mientras reflexionaba sobre el proceso anual del otoño, me llegó el mensaje de Dios. Como los árboles, desnudos de hojas en el otoño, brotan nuevos botones en la primavera, yo, despojado de mis costumbres compulsivas y egoístas por Dios, puedo florecer como un miembro de A.A. sobrio y alegre.
Gracias a Ti, Dios, por el cambio de estaciones y por mi vida en cambio continuo.

Noviembre 22 (Solamente dos pecados)

PAG-Loba-1

. . . solamente hay dos pecados; el primero es interferir en el desarrollo de otro ser humano, y el segundo es interferir en el desarrollo de uno mismo.
* ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 542

La felicidad es un estado tan elusivo. ¿Cuán a menudo mis “oraciones” por otros incluyen
oraciones “escondidas” para mi propio beneficio? ¿Cuán a menudo mí búsqueda de la
felicidad es un obstáculo en el sendero del desarrollo de otro, o aun del mío? buscar el
desarrollo por medio de la humildad y la aceptación nos trae cosas que difícilmente parecen ser buenas, íntegras y vitales. No obstante, al mirar atrás, puedo ver que el dolor, las luchas y los contratiempos han contribuido finalmente a la serenidad por medio de mi desarrollo en el programa.
Le pido a mi Poder Superior que me ayude a no impedir el desarrollo de otra persona o el mío propio.

Noviembre 23 (Sexualidad sana)

PAG-lobomexicano

Muchas áreas de nuestra vida necesitan curación.
Una parte importante de nuestra vida es nuestra sexualidad. Nuestros sentimientos y creencias acerca de nuestra sexualidad, nuestra capacidad para fomentar, para apreciar y para disfrutar nuestra sexualidad, nuestra capacidad para respetarnos a nosotros mismos sexualmente, nuestra capacidad para dejar ir la vergüenza y la confusión en cuanto al sexo, todo ello puede estar deteriorado o confuso por nuestra codependencia.
Nuestra energía sexual puede estar bloqueada. O, para algunos de nosotros, el sexo puede ser la única forma como aprendimos a conectarnos con la gente. Nuestra sexualidad puede no estar conectada al resto de nosotros; el sexo puede no estar conectado al amor, por nosotros mismos o por los demás.
Algunos de nosotros sufrimos abuso sexual cuando niños o pudimos habernos involucrado en conductas sexualmente adictivas, conductas sexuales compulsivas que se salieron fuera de control y produjeron vergüenza.
Algunos de nosotros pudimos habernos involucrado en la codependencia sexual: no prestándole atención a lo que queríamos, o no queríamos, sexualmente; permitiéndonos involucrarnos sexualmente porque eso era lo que la otra persona quería; cerrando nuestra sexualidad junto con nuestros demás sentimientos; negándonos a nosotros mismos disfrutar sanamente como seres sexuales.
Nuestra sexualidad es una parte de nosotros mismos que merece atención y energía curativas. Es una parte de nosotros que podemos permitir que se conecte a nuestro ser completo; es una parte de nosotros de la que podemos dejar de sentirnos avergonzados.
Está bien y es sano permitir que se abra nuestra energía sexual y que se cure. Está conectada a nuestra creatividad y a nuestro corazón. No tenemos por qué permitir que nuestra energía sexual nos controle a nosotros o a nuestras relaciones. Podemos establecer y mantener límites sanos, adecuados, acerca de nuestra sexualidad.
Podemos descubrir qué significa esto en nuestra vida. Podemos disfrutar el regalo de ser seres humanos a quien se le ha dado el don de la energía sexual, sin abusar de ese don ni
menospreciarlo.
Hoy empezaré a integrar mi sexualidad al resto de mi personalidad. Dios mío, ayúdame a dejar ir mis miedos y mi vergüenza acerca de mi sexualidad. Enséñame las cuestiones que necesito encontrar acerca de mi sexualidad. Ayúdame a abrirme a la curación en esa área de mi vida.

Noviembre 22 (La magia de la gratitud y la aceptación)

PAG-lobogrisi

La gratitud y la aceptación son dos trucos mágicos de los que disponemos los que estamos en recuperación. No importa quiénes seamos, dónde estemos o qué tengamos, la gratitud y la aceptación funcionan.
Eventualmente podemos sentirnos tan felices que nos demos cuenta de que nuestras circunstancias actuales son buenas. O que dominemos nuestras circunstancias y luego sigamos con la siguiente serie de circunstancias.
Si nos quedamos atascados, o nos sentimos desgraciados, atrapados y desesperanzados, probemos la gratitud y la aceptación.
Si hemos tratado sin éxito de alterar nuestras circunstancias actuales y nos hemos empezado a sentir como si nos estuviéramos pegando la cabeza contra una pared de ladrillo, probemos la gratitud y la aceptación.
Si sentimos que todo está oscuro y que la noche nunca terminará, probemos la gratitud y la aceptación.
Cuando falle todo lo demás, regresa a lo básico.
La gratitud y la aceptación funcionan.
Hoy, Dios mío, ayúdame a dejar ir mi resistencia. Ayúdame a saber que el dolor de una circunstancia dejará de dolerme tanto si la acepto. Practicaré lo básico de la gratitud y de la aceptación en mi vida y en todas mis circunstancias actuales.