Junio 3 (En alas y en una oración)

PAG-mapachote

. . . entonces vemos el Sexto Paso. Hemos insistido en que la buena voluntad es
indispensable. ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 70

Los Pasos Cuatro y Cinco fueron difíciles pero valieron la pena. Ahora estaba atascado en el Paso Seis y, desesperado, tomé el Libro Grande y leí esta parte. Estaba afuera orando por buena voluntad, cuando levanté la mirada y vi una enorme ave ascendiendo hacia el cielo.
La vi de repente entregarse a las poderosas corrientes de aire de la montaña. Arrastrado por el viento, abatiéndose y elevándose, el ave hizo cosa aparentemente imposibles. Fue un ejemplo inspirador de una criatura “dejándose llevar” por un poder superior a ella. Me di cuenta de que si el ave hubiera “tratado de recobrar los controles” y volar con menos confianza, usando sólo su fuerza, habría echado a perder su aparente vuelo libre. Este discernimiento me concedió la disposición de rezar la oración del Séptimo Paso.
No siempre es fácil reconocer la voluntad de Dios. Debo buscar y estar listo par aprovechar las corrientes de aire, y en esto me ayudan la oración y la meditación. Ya que yo, por mí mismo, soy nada, le pido a Dios que me haga conocer Su voluntad y me dé el poder y el valor para cumplirla hoy.

Junio 2 (El sendero hacia arriba)

PAG-mapachititito.jpg

He aquí los pasos que dimos . . .
ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 55

Estas son las palabras que introducen los Doce Pasos. En su directa simplicidad, ellas
hacen a un lado todas las consideraciones psicológicas y filosóficas respecto a la virtud de los Pasos. Describen lo que hice: practiqué los Pasos y el resultado fue la sobriedad. Estas palabras no implican que yo debe caminar el sendero trillado por aquellos que fueron antes que yo, sino más bien significan que para mí hay una manera de lograr la sobriedad y que yo debo encontrar esa manera. Es un nuevo sendero, un sendero que me lleva a la luz infinita en la cima de la montaña. Los Pasos me anuncian las pisadas que son seguras y los abismos que tengo que evitar. Me proporcionan las herramientas que necesito durante gran parte del viaje solitario de mi alma. Cuando hablo de este viaje, comparto mi experiencia, fortaleza y esperanza con otros.

Junio 1 (Un nuevo punto de vista)

PAG-perrito-pradera-mexicano-m

Nuestra actitud y nuestro punto de vista sobre la vida cambiarán.
ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 78

Cuando yo bebía, mi actitud era totalmente egoísta, totalmente centrada en mi persona: mi placer y mi comodidad eran primero. Ahora que estoy sobrio, el egoísmo ha empezado a desvanecerse. Toda mi actitud hacia la vida y hacia otra gente está cambiando. Para mí, la primera “A” en nuestro nombre simboliza la actitud. Mi actitud es cambiada por la segunda “A” en nuestro nombre, que simboliza acción. Practicando los Pasos, asistiendo a reuniones y llevando el mensaje, puedo recuperar mi sano juicio. Acción es la palabra mágica. Con una actitud positiva de ayuda y una acción regular en A.A., puedo mantenerme sobrio y ayudar a otros a alcanzar la sobriedad. Mi actitud ahora es la de estar dispuesto a hacer todo lo necesario para mantenerme sobrio.

Mayo 31 (Disposición para servir a otros)

PAG-ocelote-gato-salvaje

Nuestra Sociedad . . . ha llegado a la conclusión . . . de que . . . tiene sólo una alta misión que cumplir: llevar el mensaje de A.A. a todos quienes aún ignoran que tienen salvación. DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 160

La “luz” hacia la libertad resplandece en mis compañeros alcohólicos mientras unos a otros nos desafiamos a desarrollarnos. Los “Pasos” hacia el mejoramiento personal tienen pequeños comienzos, pero cada Paso es un escalón más de la “escalera” que va desde el abismo de la desesperación hacia una nueva esperanza. La honestidad se convierte en mi “herramienta” para soltar las “cadenas” que me atan. Un padrino, que es una persona que sabe escuchar, me puede ayudar a oír verdaderamente el mensaje que me guía a la libertad.

Mayo 30 (Nuestro objetivo principal)

PAG-coCoyote.png

Mientras más se aferre A.A. a su objetivo primordial, mayor será la influencia bienhechora en todas partes. A.A. LLEGA A SU MAYORÍA DE EDAD, p. 106

Reflexiono con gratitud sobre los primeros años de nuestra Comunidad y aquellos sabios y cariñosos “pioneros” que proclamaron la necesidad de no desviarnos de nuestro objetivo primordial, el de llevar el mensaje al alcohólico que aún sufre.
Deseo mostrar mi respeto a aquellos que trabajan en el campo del alcoholismo, teniendo
siempre en cuenta que A.A. no apoya causas ajenas. Debo recordar que A.A. no tiene el
monopolio de hacer los milagros, y sigo sintiéndome humildemente agradecido al Dios
bondadoso que hizo que A.A. fuera posible.

Mayo 29 (Verdadera tolerancia)

PAG-lobitobello

El único requisito para ser miembro de A.A. es querer dejar de beber. DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 147

Oí por primera vez la forma corta de la Tercera Tradición en el Preámbulo. Cuando llegué a A.A. no podía aceptarme a mí mismo, a mi alcoholismo o a un Poder Superior. Si hubiera existido algún requisito físico, mental, moral o religioso para ser miembro, ya estaría hoy muerto. Bill W. dijo en una charla grabada acerca de las Tradiciones, que la Tercera Tradición es una carta de garantía para la libertad individual. Lo más impresionante para mí fue la sensación de aceptación por parte de los miembros que estaban practicando la Tercera Tradición tolerándome y aceptándome. Creo que la aceptación es amor y el amor es lo que Dios tiene dispuesto para nosotros.

Mayo 28 (Los mismos derechos)

PAG-coyote-948799_640

En alguna que otra ocasión, la mayoría de los grupos de A.A. se lanzan frenéticamente a inventar reglamentos. Pasado un tiempo, los temores y la intolerancia se apaciguan (y nosotros nos damos cuenta). No queremos privar a nadie de la oportunidad de recuperarse del alcoholismo. Deseamos ser tan inclusivos como podamos, nunca exclusivos. LA TRADICIÓN DE A.A.: COMO SE DESARROLLO, p. 10-11-12

A.A. me ofreció una completa libertad y me aceptó por lo que soy. Ser miembro no dependía de la conformidad, del éxito financiero o de la educación, y por eso yo estoy muy agradecido. Frecuentemente me pregunto si yo ofrezco la misma igualdad a otros o si les niego la libertad de ser diferentes. Hoy trato de reemplazar mi temor y mi intolerancia por la fe, la paciencia, el amor y la aceptación. Yo puedo llevar estas virtudes a mi grupo de A.A., a mi hogar y a mi trabajo. Hago un esfuerzo para llevar mi actitud positiva dondequiera que voy.
No tengo ni el derecho, ni la responsabilidad de juzgar a otros. Según sea mi actitud, yo
puedo ver a los recién llegados a A.A., a los miembros de mi familia y a mis amigos, como
amenazas o como maestros. Cuando pienso en algunas de mis opiniones del pasado, veo
muy claro el daño espiritual que me causaba mi fariseísmo.

Mayo 27 (Sin culpa sensiblera)

PAG-ajolote-mexicano15

Día tras día tratamos de acercarnos un poco a la perfección de Dios. De modo que no tenemos que consumirnos con un sentimiento sensiblero de culpa . . . COMO LO VE BILL, p. 15

Cuando descubrí por primera vez que en los Doce Pasos de A.A. no hay un solo “no”, yo me desequilibré porque este descubrimiento abrió un portón gigantesco. Solamente entonces pude darme cuenta de lo que A.A. es para mí:

A.A. no es un programa de “no hagas” sino
de “haz”.
A.A. no es ley marcial; es libertad.
A.A. no es lágrima por nuestros defectos,
sino sudor por arreglarnos.
A.A. no es penitencia; es salvación.
A.A. no es “pobre de mí” por mis pecados
pasados y presentes.
A.A. es “alaba a Dios” por el progreso que
estoy haciendo hoy.

Mayo 26 (Convertir lo negativo en positivo)

PAG-Axolotl_Portrait.jpg

Nuestro desarrollo espiritual y emocional en A.A. no depende tanto de nuestros éxitos como de nuestros fracasos y reveses. Si tienes esto en cuenta, creo que tu recaída tendrá por efecto el impulsarte hacia arriba y no hacia abajo. COMO LO VE BILL, p. 184
Basándose en el dolor y la adversidad que nuestros fundadores experimentaron y
superaron al establecer A.A., Bill W. nos dejó un claro mensaje: Las recaídas pueden ofrecer una experiencia positiva que nos encamine a la abstinencia y a una vida entera de recuperación. Una recaída da veracidad a lo que repetidamente oímos en las reuniones: “No te tomes ese primer trago”. Refuerza la creencia en la naturaleza progresiva de la enfermedad, y nos hace apreciar la necesidad y la belleza de la humildad en nuestro programa espiritual. Las verdades simples me llegan de manera complicada cuando me dejo llevar por mi ego.

Mayo 25 (Gratitud progresiva)

PAG-Armadillo-Tolypeutes-Tatu-Bola

La gratitud debe ir adelante y no hacia atrás.
COMO LO VE BILL, p. 29
Estoy muy agradecido porque mi Poder Superior me ha dado una segunda oportunidad de vivir una vida digna. Por medio de Alcohólicos Anónimos se me ha devuelto la cordura. Las promesas se están cumpliendo en mi vida. Estoy agradecido por ser libre de la esclavitud del alcohol. Estoy agradecido por la tranquilidad de espíritu y por la oportunidad de desarrollarme, pero mi gratitud debe ir adelante y no hacia atrás. No puedo mantenerme sobrio con las reuniones de ayer o con las pasadas visitas de Paso Doce; tengo que poner mi gratitud en acción hoy.
Nuestro cofundador dijo que la mejor manera de demostrar nuestra gratitud es llevar el
mensaje a otros. Sin acción, mi gratitud es solamente una emoción agradable. Tengo que
ponerla en acción trabajando el Paso Doce, llevando el mensaje y practicando los principios en todos mis asuntos. Estoy agradecido por la oportunidad de llevar el mensaje hoy.