Junio 11 (Obligaciones familiares)

PAG-cacomistle_bassariscus_sumichrasti

. . . un desarrollo espiritual que no incluya . . . obligaciones con la familia no puede ser tan perfecto. ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 119

Puede que esté haciendo progresos en el programa – aplicándolo en las reuniones, en el
trabajo y en las actividades de servicio – y mientras tanto las cosas se estén desbaratando
en casa. Espero que mis seres queridos lo entiendan, pero no pueden. Espero que ellos
vean y aprecien mi progreso, pero no lo hacen – a menos que yo se lo haga ver. ¿Ignoro sus necesidades y deseos de tener mi atención y mi interés?. ¿Soy irritable y aburrido cuando estoy con ellos? ¿Son mis “reparaciones” sólo un “lo siento” mascullando, o tienen la forma de paciencia y tolerancia? ¿Les sermoneo tratando de reformarlos o “arreglarlos”? ¿He hecho una verdadera limpieza de casa con ellos?. “La vida espiritual no es una teoría. Tenemos que practicarla”. (Alcohólicos Anónimos, p. 77).

Junio 10 (¿Impaciente? Trata la levitación)

PAG-mapachito

Reaccionamos ante las frustraciones en forma más violenta que la gente normal. COMO LO VE BILL, p. 111

La impaciencia con otra gente es una de mis principales fallas. Ir detrás de un auto lento en una línea de “no adelantar”, o esperar la cuenta en un restaurante me vuelve loco. Antes de darle a Dios la oportunidad para que me tranquilice, exploto, y eso es lo que yo llamo ser más rápido que Dios. La repetición de estas experiencias me dio una idea. Se me ocurrió que si yo pudiera mirar estos eventos desde el punto de vista de Dios, podría controlar mejor mis emociones y mi comportamiento. Lo traté y cuando me encontré con el siguiente conductor lento, me elevé por levitación y miré desde arriba al otro auto y al mío. Vi a un matrimonio de gente mayor conversando alegremente acerca de sus nietos. Yo iba detrás de ellos, – el ceño fruncido y la cara roja – sin siquiera tener que cumplir con un horario. Me vi tan tonto que bajé a la realidad y disminuí la marca. Ver las cosas desde el punto de vista de Dios puede ser muy tranquilizador.

Junio 9 (Vivir en el presente)

PAG-mapachini

Primero que todo, tratemos de vivir en el presente para permanecer sobrios. Esto funciona maravillosamente. Una vez que la idea se ha convertido en parte vital de nuestra manera de pensar, vemos que la vida en segmentos de 24 horas es también una forma efectiva y satisfactoria para manejar muchos otros asuntos. VIVIENDO SOBRIO, p. 23

“Un Día A La Vez”. Dichos como éste y otros pueden parecer ridículos a un recién llegado.
Las “contraseñas” de la Comunidad de A.A. pueden ser líneas salvavidas en momentos de
tensión. Cada día puede ser como un botón de rosa abriéndose de acuerdo al plan de un
Poder superior a mí mismo. Mi programa debe ser plantado en el sitio apropiado, así como habrá de cuidarlo, alimentarlo y protegerlo de las enfermedades. El cultivo requerirá que sea paciente y que tenga en cuenta que algunas flores serán más perfectas que otras. Cada etapa de apertura de los pétalos puede brindar encanto y admiración si yo no interfiero ni dejo que mis esperanzas sobrepasen mi aceptación – y esto trae la serenidad.

Junio 8 (Disponerse a cambiar)

PAG-mexico-2072844_960_720

El autoanálisis es el medio por el cual introducimos la nueva visión, la acción, y la gracia para iluminar el lado oscuro y negativo de nuestra naturaleza. Con ello nos llega el desarrollo de esa clase de humildad que hace posible para nosotros recibir la ayuda de Dios . . . descubrimos que podemos deshacernos poco a poco de la antigua vida – la que no dio resultado – y llevar una nueva que puede darlo . . . cualesquiera que sean las circunstancias. COMO LO VE BILL, p. 10, 8Se me ha dado un indulto diario que depende de mi condición espiritual, siempre y cuando busque progreso, no perfección. Para prepararme al cambio, yo practico la buena voluntad, abriéndome a las posibilidades del cambio. Si me doy cuenta de que hay defectos que obstaculizan mi utilidad en A.A. y para otros, me preparo meditando y obteniendo orientación. Para desprenderme y dejárselo a Dios, solamente tengo que entregar mis viejas costumbres a El; ya no me resisto ni trato de controlar, sino simplemente creo que, con la ayuda de Dios, he cambiado y el afirmar esta creencia me prepara. Me vacío para llenarme de conciencia, de luz y de amor, entonces estoy preparado para hacerle frente al día con esperanza.

Junio 7 (Esperanza a largo plazo)

PAG-jlobo-mexicano.png

Puesto que la mayoría de nosotros nace con una abundancia de deseos naturales, no es de extrañar que frecuentemente dejemos que éstos se excedan de su propósito. cuando nos conducen ciegamente, o exigimos en forma voluntariosa que nos proporcionen más satisfacciones o placeres de los que son posibles o debidos, ese es el punto en el cual nos apartamos del grado de perfección que Dios desea para nosotros aquí en la tierra. Esta es la medida de nuestros defectos de carácter, o, si se quiere, de nuestros pecados.
DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 68-69

Aquí nace la esperanza a largo plazo y se obtiene la perspectiva de la naturaleza de mi
enfermedad y el camino de mi recuperación. La belleza de A.A. está en saber que mi vida irá mejorando con la ayuda de Dios. El viaje en A.A. se hace más fructífero, el conocimiento se convierte en verdad, los sueños se hacen realidad – y el hoy es para siempre.

Al entrar en la luz de A.A., mi corazón se llena de la presencia de Dios.

Junio 6 (No hacemos mas que tratar)

PAG-lobo-bebiendo-agua

¿Puede El, ahora, quitárnoslas todas – todas sin excepción?
ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 70

Al practicar el Paso Seis me ayudó mucho recordar que me estoy esforzando por conseguir un “progreso espiritual”. Algunos de mis defectos de carácter puede que están conmigo por el resto de mi vida, pero la mayoría han sido atenuados o eliminados. Todo lo que el Paso Seis me pide es que tenga buena voluntad para enumerar mis defectos, reconocer que son míos, y estar dispuesto a descartar los que pueda, solamente por hoy. A medida que me desarrollo en el programa, muchos de mis defectos se vuelven más censurables para mí que anteriormente y, por lo tanto, necesito repetir el Paso Seis para que pueda ser más feliz conmigo mismo y mantener mi serenidad.

Junio 5 (¿Completamente listo?

PAG-donde-vive-el-lobo-mexicano

“Este es el Paso que separa a los hombres de los muchachos” . . . la diferencia entre
“muchachos y hombres” es la diferencia entre esforzarse por un objetivo determinado por nosotros mismos, o esforzarse por el objetivo perfecto que es Dios . . . Se sugiere que deberíamos estar enteramente dispuestos a aspirar a la perfección . . . En el momento en que decimos, “¡No, nunca!” nuestras mentes se cierran a la gracia de Dios . . . Este es el punto exacto en el cual abandonamos los objetivos limitados, y nos encaminamos hacia la voluntad que Dios ha dispuesto para nosotros. DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 67-72-73

¿Estoy completamente listo a que Dios me libere de estos defectos de carácter?
¿Reconozco por fin que yo no puedo salvarme por mí mismo? He llegado a creer que no
puedo. Si soy incapaz, si mis mejores intenciones resultan mal, si mis deseos son
motivados por mi egoísmo y si mi conocimiento y voluntad son limitados – entonces estoy
listo a abrazar la voluntad de Dios para mi vida.

Junio 4 (Desprenderse del antiguo yo)

PAG-lobibi

Leyendo cuidadosamente las cinco primeras proposiciones, nos preguntamos si hemos omitido algo, porque estamos construyendo un arco por el que pasaremos para llegar a ser, por fin, hombres libres . . . ¿Estamos ahora dispuestos a dejar que Dios elimine de nosotros todas esas cosas que hamos admitido son inconvenientes? ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 70

El Paso Sexto es el último Paso de “preparación”. A pesar de que ya he usado la oración
extensamente, en los primeros Seis Pasos no he hecho ninguna petición formal a mi Poder superior. He identificado mis problemas, he llegado a creer que hay una solución, he tomado la decisión de buscar esta solución, y he “limpiado mi casa”. Ahora me pregunto: ¿Estoy deseoso de vivir una vida de sobriedad, de cambio, de desprenderme de mi antiguo yo? Debo determinar si estoy verdaderamente listo para cambiar. Reviso lo que he hecho y estoy dispuesto a que Dios me libre de todos mis defectos de carácter; porque en el siguiente Paso le diré a mi Creador que estoy dispuesto y pediré ayuda. “Si todavía me aferro a algo de lo que yo no quiero desprenderme, le pido a Dios que me ayude a tener buena voluntad para hacerlo”. (Alcohólicos Anónimos, p. 70-71).

Junio 3 (En alas y en una oración)

PAG-mapachote

. . . entonces vemos el Sexto Paso. Hemos insistido en que la buena voluntad es
indispensable. ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 70

Los Pasos Cuatro y Cinco fueron difíciles pero valieron la pena. Ahora estaba atascado en el Paso Seis y, desesperado, tomé el Libro Grande y leí esta parte. Estaba afuera orando por buena voluntad, cuando levanté la mirada y vi una enorme ave ascendiendo hacia el cielo.
La vi de repente entregarse a las poderosas corrientes de aire de la montaña. Arrastrado por el viento, abatiéndose y elevándose, el ave hizo cosa aparentemente imposibles. Fue un ejemplo inspirador de una criatura “dejándose llevar” por un poder superior a ella. Me di cuenta de que si el ave hubiera “tratado de recobrar los controles” y volar con menos confianza, usando sólo su fuerza, habría echado a perder su aparente vuelo libre. Este discernimiento me concedió la disposición de rezar la oración del Séptimo Paso.
No siempre es fácil reconocer la voluntad de Dios. Debo buscar y estar listo par aprovechar las corrientes de aire, y en esto me ayudan la oración y la meditación. Ya que yo, por mí mismo, soy nada, le pido a Dios que me haga conocer Su voluntad y me dé el poder y el valor para cumplirla hoy.

Junio 2 (El sendero hacia arriba)

PAG-mapachititito.jpg

He aquí los pasos que dimos . . .
ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 55

Estas son las palabras que introducen los Doce Pasos. En su directa simplicidad, ellas
hacen a un lado todas las consideraciones psicológicas y filosóficas respecto a la virtud de los Pasos. Describen lo que hice: practiqué los Pasos y el resultado fue la sobriedad. Estas palabras no implican que yo debe caminar el sendero trillado por aquellos que fueron antes que yo, sino más bien significan que para mí hay una manera de lograr la sobriedad y que yo debo encontrar esa manera. Es un nuevo sendero, un sendero que me lleva a la luz infinita en la cima de la montaña. Los Pasos me anuncian las pisadas que son seguras y los abismos que tengo que evitar. Me proporcionan las herramientas que necesito durante gran parte del viaje solitario de mi alma. Cuando hablo de este viaje, comparto mi experiencia, fortaleza y esperanza con otros.